*

Portada  |  30 septiembre 2022

Con un abrazo simbólico al Normal 1, la comunidad educativa reclamó seguridad

Estudiantes, docentes y familias de la Escuela Normal Superior en Lenguas Vivas Nº 1 "Roque Sáenz Peña" de la Ciudad de Buenos Aires (CABA) realizaron esta mañana un abrazo simbólico al establecimiento para pedir por seguridad educativa, ya que advirtieron que sienten "miedo" ante los "reiterados robos" ocurridos la semana pasada.

Actualidad

"Nos están robando el futuro"; "Necesitamos una escuela segura"; "Basta de robos en el normal"; "En estas condiciones no podemos estudiar"; "Escuela segura ya", fueron algunas de las consignas expresadas en carteles que desplegaron este viernes los integrantes de la comunidad educativa de la escuela ubicada en Avenida Córdoba 1951, en el barrio de Recoleta.

Con aplausos y al canto de "seguridad", familias, estudiantes y docentes se tomaron de las manos para dar inicio al abrazo simbólico que dio la vuelta manzana por la calle Riobamba hasta llegar a Paraguay y retornar por avenida Córdoba.



La docente Noelia Espíndola advirtió que el problema de los robos no solo sucede en esa escuela: "Pasó en otros normales, es algo que pasa desapercibido y necesitamos que esto se termine".

"La inseguridad que nos da que entre cualquiera, que en el horario escolar desaparezcan cosas de la sala de maestros, de las aulas, habiendo menores circulando nos da miedo", puntualizó.

"Estamos acompañando a la escuela porque estamos hace mucho reclamando seguridad a la ministra (de Educación del distrito), Soledad Acuña", explicó Norma Rolandi, integrante de la cooperadora del colegio.

Detalló que sufrieron dos robos en el que se llevaron más de 70 tablets, comida de la cantina, una bicicleta de un profesor que "tiene valor no solo económico sino emocional" y material didáctico del nivel primario.

"Sentimos que estamos desprotegidos, así que estamos acá para lograr más seguridad, para lograr una escuela inclusiva, con derechos para todes les chiques y porque somos defensoras de la educación pública siempre", hizo énfasis Rolandi.

En ese marco, agregó: "Al no haber seguridad se vulneran los derechos de los chicos a estudiar, los que hicieron esto hicieron un desastre. A veces hasta pensamos que es una zona liberada. Necesitamos que la escuela sea más cuidada".

Según informaron en un comunicado, se llevaron 122 netbooks, más de 80 tablets, computadoras, proyectores, micrófonos, cámaras, mercadería de la cantina, entre otras cosas.

Indicaron que los robos fueron en el Normal 1 y las escuelas con las que comparte edificio: Liceo 4 y Comercial Islas Malvinas, turno vespertino.

Marcelo Ríos, dirigente del gremio docente, señaló que la institución viene sufriendo reiterados robos y hechos de vandalismo: "La escuela no está exenta de lo que pasa en la ciudad. Acá no nos sentimos seguros ninguno, llegamos a las 6 de la mañana y no hay luz ni policía. Los días del robo las docentes ingresaron y se encontraron con un panorama desolador, todo roto y tirado en el piso y al otro día volver con el miedo de si quedó alguien adentro", expuso.

Luego de las denuncias aseguró que hubo un compromiso de mayor presencia policial pero entiende que debe haber "un mayor compromiso del Gobierno de la Ciudad en cuanto a la seguridad escolar, no solo para el Normal 1 sino para todas las instituciones educativas, porque nuestro caso no es una excepción sino que lamentablemente se está haciendo la regla". (Télam)

Comentarios