*

Actualidad

Portada  |  02 agosto 2016

Encontraron muerta a la chica desaparecida el viernes en Villa Lugano

Una joven de 18 años cuya desaparición había sido denunciada el viernes pasado, fue encontrada asesinada en una pensión del barrio porteño de Villa Lugano: Por el hecho detuvieron a su tío, un suboficial de la Prefectura Naval Argentina (PNA).

La chica se llama Gabriela Daiana Villarroel, y su cuerpo fue encontrado envuelto en bolsas de consorcio en la vivienda situada en Zelarrayán 5336, entre Fonrouge y Larraya, a cuatro cuadras de donde había sido vista por última vez.

Fuentes policiales informaron que el viernes último, alrededor de las 18, la víctima iba a un cyber del barrio junto a su hermana, pero dos cuadras antes, en la esquina de Somellera y avenida Larrazabal, dijo que iba a quedarse esperando a su novio de 20 años.

Sin embargo, el muchacho nunca se encontró con ella y le preguntó a la madre de ella si sabía algo de su hija, por lo que desde ese momento comenzó la búsqueda de la familia que radicó la denuncia en la comisaría 48va. de la Policía Federal Argentina (PFA).

Según las fuentes, los detectives de la seccional comenzaron a recabar datos con el objetivo de encontrar con vida a la joven durante todo el fin de semana.

Los investigadores establecieron que un tío de ella, identificado como Néstor Quintana (36), un cabo segundo de PNA, podía tener vinculación con la desaparición y fue aprehendido.

En ese sentido, el personal policial obtuvo una información respecto de una pensión que anoche fue allanada por los efectivos, quienes encontraron a la chica asesinada dentro de una de las tres habitaciones.

De acuerdo a los voceros, el cadáver estaba envuelvo en bolsas de consorcio y creen que el homicida iba a llevárselo en un auto para descartarlo.

La Unidad Criminalística Móvil de la PFA trabajaba en el lugar para esclarecer las causas de la muerte y si bien se aguardaba el resultado de la autopsia una de las posibilidades es que haya sido golpeada y asfixiada.

En tanto, los pesquisas sospechan que pudo haberse tratado de un crimen en el marco de un intento de abuso sexual, dijeron las fuentes.

El hecho es investigado por la jueza de instrucción 20 de Capital Federal Elizabeth Paisán que se hizo presente en el lugar y la secretaría 162 a cargo de Pablo Bebebino.

Comentarios