*

Espectáculos

Portada  |  12 julio 2021

El padre de Britney Spears gastó US$ 2 millones de la cantante para defender su tutela sobre ella

La lucha por no se detiene luego de que hace dos semanas un tribunal de Los Ángeles rechazara la demanda de Britney Spears de poner fin a la custodia de sus asuntos personales y negocios otorgada a su padre desde 2008.

Esa decisión se produjo días después de que la cantante, de 39 años, hiciera un alegato contra esa "abusiva" custodia, en una audiencia judicial virtual la semana pasada.

En los últimos días la co-administradora de Britney, Jodi Montgomery, cuestionó al padre de la cantante y en documentos judiciales -obtenidos por TMZ- declaró que que es “irónico” que su progenitor "quiera que la tutela ‘refleje sus deseos’, ya que no es ningún secreto que Spears ha deseado que su padre salga de su vida durante años".

Además Montgomery alegó, en otro extracto de la presentación judicial, que James Parnell Spears usó "más de 2 millones de dólares de la fortuna de su hija" para financiar la defensa legal que le permite seguir manejando el patrimonio de unos 60 millones.

"Ya es suficiente"

"Sólo quiero que me devuelvan mi vida. Han pasado 13 años y ya es suficiente", dijo Britney en su último alegato ante la corte

Sus finanzas y asuntos personales han sido administrados en gran medida por su padre desde la crisis nerviosa pública de la artista hace más de una década, lo que llevó a miles de fanáticos a lanzar en los últimos años la campaña en línea #FreeBritney (Liberen a Britney).

La decisión del tribunal de los Ángeles se produjo tras una demanda del abogado de la cantante de poner fin a la tutela de James Spears.

Documentos judiciales confidenciales publicados por el New York Times afirman que Spears le dijo a un investigador de la corte que la tutela se había "convertido en una herramienta opresiva y controladora contra ella" desde 2016.

Según el informe citado por el diario, la artista le expresó al investigador su deseo de que la tutela terminara lo antes posible y que estaba "harta de que se aprovechen" de ella.

La revelación de que la custodia le impedía sacarse su DIU -pese a que la cantante quiere tener el control de su medicación anticonceptiva- generó cólera en internet entre sus fanáticos y grupos de derechos reproductivos.

La controversia en torno al caso legal de Britney Spears cobró nuevo impulso tras el lanzamiento en febrero del documental "Framing Britney Spears", que cuenta el proceso hacia su colapso emocional y el nombramiento de su padre como tutor.

Tras su divorcio de Kevin Federline en 2006 y la pérdida de la custodia de sus hijos al año siguiente, paparazzis la fotografiaron descalza en una gasolinera con la cabeza rapada.

Bajo la tutela de su padre, Britney Spears rápidamente volvió a actuar. Lanzó tres álbumes, apareció en varios programas de televisión e incluso aceptó una residencia en Las Vegas.

Pero en enero de 2019 anunció abruptamente que suspendería sus actuaciones hasta nuevo aviso. Britney Spears mantiene desde hace tiempo una difícil relación con su padre.

Comentarios