*

Informes Especiales

Portada  |  12 septiembre 2022

Arriesgar la vida por un video

Un grupo de jóvenes estrellan autos y realizan peligrosas maniobras en la vía pública para subir videos a YouTube.

Son las 17hs de un sábado en Aldo Bonzi, detrás de la cancha de Deportivo Lugano sobre una calle de tierra un grupo de jóvenes se juntan con sus teléfonos celulares enfocando a un auto en muy malas condiciones atravesado sobre la calle. Uno de ellos se sube al techo del auto y da la señal para que otro chico lo embista a 100km/h. El joven logra saltar y salvar su vida en el momento del choque. El auto donde se había subido queda literalmente partido en dos, el chico se levanta muestra sus heridas y celebra la arriesgada maniobra. Parece la escena de una película de acción, pero la peligrosa maniobra es realizada por hombres de no más de 25 años, a metros de viviendas, en una calle abierta.

Sueñan con participar de los “derby de demolición” que se realizan en Estados Unidos donde en un estadio varios autos se estrellan entre sí hasta que el último quede en pie. A diferencia de estos eventos que se realizan en espacios controlados preparados específicamente, las maniobras que realizan estos jóvenes son realizadas en la calle.

Lo que los motiva para hacer maniobras cada vez más peligrosas es la intención de trascender en redes sociales. En su canal de YouTube, Lemy Fairlane publica sus hazañas cada vez más peligrosas. Allí se muestra haciendo trompos sin una cubierta en el Mercado Central de Buenos Aires, saltando como ‘Los Dukes de Hazzard’ al costado de la autopista o estrellado un auto contra un muro de contención. Saben que su vida esta en peligro pero lo asumen como un riesgo en su carrera por ser “youtubers”.

Comentarios